Centro Galego de Londres, cuando la morriña aprieta

Pulpo a la gallega

Hay días en que el fish & chips no entra. Tampoco lo hacen unas baked beans, o un curry del Tesco. En esos días es mejor escuchar a tu cuerpo: ¿Qué es lo que dice? Dice que te dejes de inventos y le metas comida de la buena, de la de casa, que por mucho acento British que pongas, sigues siendo más español que el botijo.

Si ya se te acabaron las provisiones que trajiste de estraperlo en la maleta tras las Navidades, lo mejor que puedes hacer es coger el metro y plantarte en la zona de Ladbroke Grove, donde existe una especie de Little-Spain gastronómico.

Todo empezó durante los años 60 y 70, con la segunda gran oleada de emigrantes españoles, sobre todo gallegos. Muchos decidieron venirse a Londres,y como ya lo habían hecho años antes otros emigrantes de antiguas colonias británicas del Caribe o Asia, se instalaron en la zona de Notting Hill y Ladbroke Grove, que por aquel entonces no tenía el glamour que tiene ahora.

Empezaron trabajando en hospitales, hoteles o como empleados domésticos. Pero poco a poco fueron prosperando y establecieron sus propios negocios, entre ellos restaurantes y tiendas de alimentación.

Así es como encontramos sitios como el restaurante Galicia, que celebró su 25 aniversario el año pasado; el restaurante La Plaza o el restaurante La bodega, los dos del mismo dueño; o el ultramarinos García, una especie de mini Corte Inglés donde puedes comprar productos de primerísima necesidad como Cola-Cao, chorizo Revilla o gel de baño Magno.

También se encuentra en esta zona el Vicente Cañada Blanch, un instituto bilingüe perteneciente a la red de centros que posee el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte en el exterior, donde organizan numerosas actividades para promover la cultura española, como sus archifamosas churrascadas el día de Galicia.

Un poco más arriba de Ladbroke Grove, en el 869 de Harrow Road, tiene su sede el Centro Gallego de Londres, y es allí donde se encuentra uno de los restaurantes favoritos de la comunidad española londinense; perfecto para ir a darte un homenaje a la hora de comer y salir cantando la Rianxeira de madrugada (Misteriosamente se crea un agujero espacio-temporal cada vez que voy).

No está ubicado en una zona glamurosa y tampoco esperes exquisiteces en la decoración: barra a la izquierda, mesas a la derecha y dos comedores en la planta baja; todo decorado con banderas y camisetas de equipos de fútbol autóctonos. Aquí se viene a comer y beber, no a sacar fotos para el Instagram, a no ser que sean de tu plato.

Pulpo a la gallega en Londres

La comida es buena, asequible y abundante; en su mayoría platos de la cocina gallega como chipirones a la plancha, pulpo a feira, pimientos de padrón, o arroz con lubrigante. Los clásicos, vamos. Aunque también hay sitio para carnes a la brasa, paellas o cachopos.

Los sábados por la noche montan una queimada con su ritual y gaitero incluido. Ante semejante espectáculo de fuego, alcohol y gaitas, poco más se puede decir…

Share

Authors

Related posts

*

Top