7 Barbaridades de la cocina británica

Si estáis en Londres durante Semana Santa quizá os interese probar un nuevo concepto de restaurante que abrirá solo del 2 al 5 de abril, el FryHard. Un templo para amantes de la fritanga que ofrecerá cosas como hamburguesas, hot dogs, donuts o pasteles, todo ello rebozado y frito (deep-fried). Incluso tienen mini babybels fritos, por si no sabes qué darle al niño.

Es cierto que a partir de los años 60 y más con la llegada de los vuelos baratos y la apertura de fronteras, el panorama culinario británico ha mejorado de forma significativa. Pero desde luego, sigue sin ser uno de sus atractivos. En Guirilandia escribimos a menudo sobre deliciosas recetas de la cocina tradicional británica, pero hoy nos vamos a quedar con todo lo contrario, con lo incomestible.

La pizza con el borde repleto de hamburguesas con queso. Pizza Hut llevó la “innovación culinaria” un paso más allá, presentando una nueva tentación para no dejarse el borde de la pizza: 10 hamburguesas con queso a modo de escoltas. En su web dicen que “desafortunadamente” ya no ofrecen esta pizza, pero no dicen si las 2880 calorías de esta preciosidad tuvieron algo que ver en la decisión de retirarla del menú. Para los que venían con hambre, la oferta se podía complementar con alitas de pollo y pan de ajo por solo 5 libras más.

Pizza hamburguesa

El full English Breakfast en lata. En anteriores ocasiones he defendido el famoso Full English como “un exceso que conviene cometer de vez en cuando“. Pero cuando las judías, salchichas, huevos, setas y bacon vienen todos juntos con su salsa de tomate y enlatados, el resultado solo puede ser vomitivo.

Full English en lata

Crisp sandwich o sándwich de patatas fritas. Con los sándwiches todo vale y, en un país donde se consumen 6000 millones de bolsas de patatas al año, era inevitable llegar a esta joya carbohidratada. Si un puñado de patatas fritas de bolsa entre dos panes os parece poca cosa, probad a untar mantequilla o peanut butter o incluso añadid pepinillos.

sándwich patatas fritas

También existe el llamado chip butty, es decir un bocadillo de patatas fritas (chips). El truco, me comentaba un inglés en el trabajo, es untar el pan con mantequilla de forma generosa. También se le añade ketchup, brown sauce o cualquier otra salsa a tu alcance.

Roll and Pie. Y saltamos ya el muro de Adriano, que por algo lo levantaría el hombre, para entrar en territorio escocés. Es conveniente dejar los escrúpulos al otro lado del muro, ya que a partir de aquí nos podemos encontrar con cualquier cosa. Su grupo de fans en Facebook define el roll and pie como una de las recetas escocesas por antonomasia. Eso sí, sin muchas pretensiones. Mete una empanada entre panes untados de mantequilla y a poder ser añade alguna salsa para ayudar a tu esófago.

Roll and pie

Chocolatina rebozada. Se reboza una chocolatina Mars congelada y se lanza a la freidora, ¿que podría salir mal? Dulce y pringoso por dentro, crujiente y aceitoso por fuera. Como un calamar a la romana relleno de chocolate. El único de la lista que he probado personalmente, por suerte o por desgracia.

Chocolatina rebozada

Deep-fried pizza o pizza frita. Una técnica que solo se practica en Italia y en Escocia, con la salvedad de que en Nápoles la “pizza fritta” consiste en freír la masa en lugar de hornearla, antes de añadir los ingredientes. Los escoceses cogen una pizza cualquiera y la ponen a nadar en la freidora con los peces del fish and chips, a veces incluso con rebozado. Y por supuesto, si se le añade el apellido “supper“, la pizza viene con patatas.

pizza frita

Esta maravilla responde al nombre de pizza crunch supper, con su correspondiente Irn Bru para pasarla.

Munchy Box. No, no es comida recogida del suelo tras descarrilar un tren con comida para cerdos. Se trata de una munchy box, muy populares en las noche de fiesta de Glasgow. Consiste en llenar una caja de pizza con comida basura. Suele llevar pollo frito, aros de cebolla, carne de kebab, pan de pita, patatas fritas… a veces incluso ensalada. Entre 2000 y 3000 calorías, un mínimo de 150 gramos de grasa y suficiente sal como para cubrir las necesidades de un adulto durante dos días. Infarto en una caja. Aquí podéis ver más fotos de estas delicatessen, si aún os queda estómago que torturar.

munchy-box

Share

Authors

Related posts

8 Comments

  1. Pingback: 7 Barbaridades de la cocina británica

    • Carmen said:

      Vendo del Tesco local muerta de risa. Finest Pork & Chorizo meatballs, una receta con "chorizo ahumado hecho por una familia que lleva fermentando salchichas desde 1940". No hay quien los reforme, más de 60 años haciendo marranadas con la comida. Te enviaría la foto, pero no veo cómo.

  2. Pingback: Bitacoras.com

  3. Pingback: Algunas barbaridades de la cocina británica - Reino Unido

    • jose said:

      Es alucinante la cantidad de cosas que hacen los ingleses con el chorizo, muchas jamás las hubiese imaginado!

  4. Meyricke said:

    Lo peor que he visto fue un sandwich de Paella (Pai-e-la). Tambien hay el classico de Manchester, Chip Butt…pan de molde con patatas fritas, mantequilla y salsa maron HP.y/o ketchup.

Responder a Meyricke Cancelar respuesta

*

Top